marchitaManifestantes cruzaron la ciudad, desde la Unidad Académica de Derecho hasta el Palacio de Gobierno

Un contingente de familiares de Carlos, joven de 21 años, presuntamente asesinado por policías estatales hace ocho días en la colonia González Ortega, así como de al menos tres personas desaparecidas en Zacatecas, marcharon por la ciudad hasta el Palacio de Gobierno con la exigencia de justicia y un debido seguimiento a la búsqueda de quienes llevan meses y hasta años sin ser localizados.

Entre los manifestantes había padres, madres, hermanos, jóvenes, niños, alrededor de 100 personas que vestían de blanco, llevaban carteles con fotos o leyendas, globos, y lanzaban consignas entre diversas como justicia para Carlos y Vivos los queremos, por los desaparecidos como Jorge Luis, Liliana y Esteban buscados desde hace varios meses, cuyos familiares, principalmente madres de familia, dieron testimonio de sus casos señalando las omisiones y negligencias que cometen las autoridades competentes.

En particular destacó el caso de Carlos, quien murió el 11 de marzo pasado en un hospital tras haber recibido impactos de bala que, presuntamente, fueron detonados por elementos de la patrulla 609 de la Policía Estatal Preventiva, tres de los cuales enfrentan una investigación, y uno más, el presunto autor material del homicidio, quien se dio a la fuga.

la mama de CarlosDe acuerdo con las referencias del caso ahí expuestas los jóvenes fueron perseguidos en calidad de sospechosos cuando transitaban en un vehículo, ero tras ser detenidos no les encontraron ni armas ni objetos prohibidos. Sin embargo, uno de los jóvenes, Carlos, fue herido, y fueron también amedrentados para que no denunciaran.

Fue la madre de Carlos, quien recibió la versión de su hijo, cuando agonizaba. Señaló a los policías de la PEP como responsables e identificó a la patrulla 609. Entre lágrimas y exclamaciones or justicia, denunció que tengan ya suspendidos a los policías y por el contrario, aseveró que están en libertad pese a la grave agresión.

La Fiscalía General de Justicia del estado tiene el caso y, lo que les han dicho, es que tres policías son investigados por el homicidio, mientras que el autor material está prófugo. Los familiares quieren ver que efectivamente se aplique la ley y que el crimen artero no quede impune.

e-max.it: your social media marketing partner